Cumbre Global de Negocios Verdes

Gonzalo Uribe Lebrija, VP de Operaciones de Grupo Rotoplas, presente con la conferencia “Estrategias corporativas innovadoras para el uso eficiente del agua”.

Con el objetivo de promover en las empresas la ejecución de prácticas innovadoras y sostenibles que favorezcan el balance entre desarrollo económico y protección medioambiental, se llevó a cabo la 6ª Cumbre Global de Negocios Verdes, organizada por Instituto Global para la Sostenibilidad (IGS), entidad asociada a la EGADE Business School del Tecnológico de Monterrey.

En el evento, que congregó a representantes de diversas compañ­as y organizaciones internacionales, los expertos en materia de sostenibilidad e innovación coincidieron en la necesidad de replantear las perspectivas corporativas y entender que en un mundo como el nuestro, ya no es factible hacer negocios sin pensar al mismo tiempo en el desarrollo social.

Una buena práctica medioambiental es lo mismo que una buena política económica, comentó durante la cumbre Robert Kennedy Jr., presidente de Waterkeeper Alliance. El representante de la alianza subrayó la importancia de ligar las ganancias con el uso eficiente de los recursos naturales, pues dijo que de ello depende el crecimiento sostenible de la humanidad.

Uno de los principales hilos conductores de la convención fue la preservación del agua, tópico que se convirtió en el eje focal del panel estrategias corporativas para un uso eficiente del agua, al cual se sumaron empresas de diversos sectores productivos, entre ellas Rotoplas, cuyo core business es precisamente la creación de soluciones de agua innovadoras e integrales.

Durante la mesa redonda a que fue moderada por Alfred Rodríuez, presidente de la Comisión Nacional de Sustentabilidad de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) a , Gonzalo Uribe Lebrija, Vicepresidente de Operaciones de Rotoplas, señaló que resulta indispensable, desde la óptica industrial, intensificar los esfuerzos para reciclar agua y evitar que el desperdicio de este líquido a causado en su mayoría por fallas infraestructuralesa repercuta negativamente en la naturaleza.

El directivo de Rotoplas explicó que la tarea de las empresas es replantear su gestión hídrica, lo que forzosamente implica la evaluación de sus procesos y la detección de vulnerabilidades. Con ello, agregó, obtendrán la información que necesitan para diseñar mecanismos que les ayuden a reducir sustancialmente su gasto de agua.

Uribe Lebrija también indicó que es necesario establecer alianzas con diversas instituciones para fomentar el desarrollo tecnológicoo y hacer de la innovación el mejor vehículo para producir a buen ritmo, pero sin costos ambientales elevados.

En el panel también participaron representantes de firmas como FEMSA, Nestlé, Kimberly-Clark y Coca Cola.